Tecnología: ¿cómo testear un subwoofer?

Volver al Indice – Análisis de Parlantes y Home Theaters

Los subwoofers están presentes en los modernos equipos de audio, y proveen uno de los aspectos más divertidos de su amplia gama de prestaciones. Hablamos aquí de su historia, sus capacidades, y las diferentes pruebas que podemos hacer con ellos.

Tecnología: ¿cómo testear un subwoofer?

Por Alejandro Franco – contáctenos

¿Qué son los subwoofers?. Es simple: es ese parlante enorme que viene con su juego de altavoces 2.1, o con su home theater 5.1, o la bocina más grande de su equipo de audio (si éste posee más de dos parlantes). Es el parlante de las explosiones, el de los tambores y el ritmo… ése que, cuando opera al máximo, hace temblar el cuarto y pone a vibrar los vidrios. Si bien la gente adquiere equipos de sonido porque sus múltiples parlantes le pueden proveer una experiencia auditiva y espacial completa – esos home theaters en donde uno siente como el sonido del motor de un helicóptero va pasando de un parlante a otro, de izquierda a derecha, por ejemplo -, en realidad obtiene las mayores satisfacciones cuando el subwoofer entra en acción y hace retumbar el suelo. No importa que su equipo de audio haya costado $ 400.- o $ 4.000.-; en todos los casos la diferencia de calidad de sonido dada por el precio se siente en los parlantes satelitales, pero no en los subwoofers, en donde los más básicos (y ni que hablar de los más potentes) suelen dar prestaciones sorprendentes.

Para entender a los subwoofers, primero hablaremos de su historia, luego de su naturaleza, y luego lo pondremos a vibrar a su máxima potencia con los mejores ejemplos que encontramos en la web.

La historia del subwoofer

En los 50s, los equipos de audio – radios, tocadiscos y combinados – eran mayoritariamente mono aurales (emitían el sonido por un solo parlante). Los equipos estéreo eran caros y estaban restringidos a un puñado de modelos de lujo. Pero en los 60s la tendencia comenzó a cambiar, los precios bajaron, y la gente comenzó a degustar el placer del sonido estereofónico en sus casas, especialmente con la popularización de las radios FM y el auge de discos de vinilo grabados en formatos experimentales como el sonido cuadrafónico – en donde los registros eran divididos en cuatro pistas de audio y se obtenía una gran calidad de audio -. Y si bien faltaban décadas para que las emisiones televisivas (y los receptores) tuvieran capacidad de audio estéreo, el medio de entretenimiento que aprovechaba esta diferencia era el cine, el cual venía recibiendo una creciénte merma de audiencia desde el surgimiento de la televisión. Formatos como el Cinerama explotaban una calidad de sonido e imagen sin igual, aunque los costos y las complicaciones de rodaje lo volvieron impráctico en cuestión de escaso tiempo.

Es en ese contexto que surgen dos aficionados al sonido – el físico Arnold Nudell y el piloto de aerolínea Cary Christie -, los cuales construyeron en el garage de su casa el que se considera el primer subwoofer de la historia: el equipo Servo Statik 1, el cual contaba con un parlante Cerwin Vega de 18 pulgadas. La gran repercusión que tuvo el equipo en los medios especializados ayudó a que Nudell y Christie consiguieran fondos y crearan Infinity, una marca pionera en equipos de audio de calidad profesional.

Para principios de los 70s, el Servo Statik 1 (y sus mejoradas versiones posteriores) habían obtenido fama de legendarios, y sus prestaciones llamaron la atención de Hollywood, quienes en ese momento estaban lidiando una batalla épica contra la televisión, intentando ofrecer espectáculos únicos y capaces de hacer regresar a las audiencias a las salas de cine. Habiendo fracasado el Cinerama y el cine 3D, los estudios decidieron experimentar con el sonido, y así fue como crearon el sistema Sensurround probado inicialmente en el filme Terremoto (1974) -, compuesto inicialmente por 4 juegos de subwoofers Cerwin Vega de 18 pulgadas colocados al frente del cine, y otros dos juegos de subwoofers instalados al fondo de la sala. Los parlantes de 500 watts eran activados en un momento específico del filme – concretamente en la secuencia del sismo, en donde la banda de audio de la película venía con un canal extra -, los cuales potenciaban el sonido emitido en una frecuencia de 17 Hz a 120 Hz, generando un nivel de ruido de 110–120 decibeles (el equivalente al sonido directo del despegue de un avion jet). Y si bien el sistema de sonido Sensurround convirtió en un éxito de taquilla a una película tan mediocre como Terremoto, pronto demostró tener una caterva de problemas difíciles de resolver. El primero es que requería un equipo costoso; luego, las instalaciones debían estar reforzadas – la anécdota dice que partes plásticas del techo del pallier del Teatro Grauman en Hollywood se rajaron al momento de activar el sonido Sensurround al máximo durante el estreno de Terremoto -; y el tercero, era el aislamiento acústico que era necesario para que el sonido no afectara a las vivendas de los alrededores, amén de que resultaba imposible de implementar en un complejo tipo multiplex, en donde todas las salas resultan contiguas.

El Sensurround pasó de moda en 1980, siendo la versión para la pantalla grande de Battlestar Galactica el último filme en usar dicho sistema de sonido. Sin embargo la pasión por los subwoofers había llegado para quedarse, y pronto los estudios comenzaron a desarrollar sus propios sistemas de sonido, mas económicos y prácticos, como el Dolby y el THX.

¿Cómo funcionan los subwoofers?

Los woofers existen desde hace tiempo, y son parlantes dedicados a la reproducción de bajas frecuencias (desde 40 hasta 1.000 hz), y especializados en sonidos graves. Se componen de un cono, unido por medio de adhesivos a una bobina de voz rodeada, a su vez, por el campo magnético de un imán permanente. La bobina de voz y el imán en la base forman un motor eléctrico lineal. Cuando la corriente eléctrica fluye por la bobina, ésta se mueve respetando la regla de la mano derecha, causando el ascenso o descenso del cono, dando lugar a un movimiento similar al de un pistón. El movimiento creado en el cono produce las ondas sonoras de salida.

Los subwoofers son versiones especializadas, las cuales se construyen con woofers de entre 8 a 18 pulgadas. Estos van encastrados en cajas de madera, las cuales proveen no sólo resonancia sino capacidad de compresión de aire mientras que su estructura permanece inalterable. En los sistemas con bass reflex, los subwoofers “respiran” – toman el aire posterior que queda encerrado en la caja y lo utilizan para potenciar el sonido generado por los parlantes, el cual escapa por un orificio de ventilación -. Esto le provee un método extremadamente eficiente de extender las frecuencias de respuesta del parlante, dándole perfomances similares a la de altavoces mas grandes pero de caja sellada.

Las frecuencias en que trabajan los subwoofers varían de 20 a 200 hz; los subwoofers profesionales utilizados en los conciertos trabajan por debajo de los 100 hz, y los sistemas de sonido THX por debajo de los 80 hz.

Hoy en día los subwoofers se han popularizado a través de su inclusión en sistemas de sonido hogareños. Los primeros equipos considerados como Home Theaters (sistemas de sonido con 2 parlantes y un subwoofer2.1 -, y 5 parlantes satelitales y un subwoofer5.1 -) datan de los años 80, cuando apareció el primer formato de video digital – el extinto LaserDisc – y quedaba en evidencia que era necesario un equipo de audio más sofisticado que el tradicional dúo de altavoces que vienen con todos los televisores. Más tarde la tendencia fue en aumento, extendiéndose a la multiplicación de bocinas en los equipos de música, y llegando a la fabricación de equipos de audio exclusivos para computadoras.

Testeando un subwoofer

Hay varias maneras de testear la calidad de un subwoofer, pero hay algunas pruebas que ya son consideradas un standard por parte de especialistas y entendidos.

Si usted piensa utilizar archivos de sonido MP3 (calidad mínima 44 khz, equivalente a un CD de audio), las mejores pistas para probar un subwoofer con bajas frecuencias y/o explosiones son:

  • la banda de sonido de Iron Man 3 por Brian Tyler;
  • la banda de sonido de Batman, el Caballero de la Noche, por Hans Zimmer (casi todos los títulos de Hans Zimmer se regodean con bajas frecuencias)
  • We Will Rock You, de Queen
  • sinfonía 1812 de Tchaikowsky
  • canciones de rappers varios: Eminem y “Without Me”; 50 Cent y “In Da Club”; Cypress Hill y “Insane in the Membrane”; etc. En general casi todos los intérpretes de Gangsta Rap califican para la categoría

Si piensa utilizar películas o fragmentos de video… aquí debe prestar atención!. Una cosa es ver una escena de película en calidad Blu Ray y otra es ver un clip en YouTube. Los formatos digitales Blu Ray / DVD proveen sonido multicanal de gran calidad; en cambio, los clips subidos en YouTube son reformateados a dos canales de audio y, aún así, si desea obtener la mejor experiencia, debe verlo en calidad 720p o superior. Y no se trata sólo de calidad visual; cuando usted ve un clip HD degradado a calidad 360p, no sólo rebaja la imagen sino que la calidad de la banda de sonido desciende a 22 khz (el 50% de la calidad de un audio CD).

Los mejores clips para testear un subwoofer son: