Tecnología: review teclado gamer Panacom GM-8510

Volver al Indice – Análisis de Computadoras, Notebooks y Periféricos PC

Otro dispositivo gamer mas aparente que real pero por el precio… ¿qué otra cosa se puede esperar?.

Tecnología: review teclado gamer Panacom GM-8510

Por Alejandro Franco – contáctenos

calificación: 3/5 - buenoHe aquí otro exponente de la llamada “falsa cultura gamer” – dispositivos que copian la estética de un auténtico periférico gamer pero que carecen de sus funcionalidades o durabilidad, amén de costar dos mangos -: un teclado con luces LED… fijas. Olvídese de hacer rotar los colores de manera periódica o de ponerlo de un color un día y cambiarlo por otro al siguiente. Ni siquiera se puede regular la intensidad de las luces LED, por lo menos como para que las letras transparentes de las teclas se lean mejor.

Pero yo también le pido peras al olmo a un tecladito barato de $ 1.499.- (Carrefour, valores a Agosto 2021). Panacom era una marca de genéricos que siempre te deparaba sorpresas – tenía auriculares y parlantes realmente muy buenos – y hemos reseñado muchos de ellos aquí. Lamentablemente de cinco años a esta parte la calidad de los productos Panacom bajó y hoy es la misma de esos ignotos productos chinos que te venden en las casas de fundas de celulares – en muchos casos, se tratan de los mismos productos pero re-chapeados -. El teclado que hoy nos ocupa es bonito, barato y vistoso y llegó en ocasión del Día del Niño para mi nena – que está arrancando en el tema de los videojuegos -. Para zafar en esa oportunidad, bárbaro. Ahora, para el gamer frecuente…

El teclado Panacom GM-8510 es extremadamente liviano y se ve pequeño – han ahorrado en el plástico de los laterales así tiene el tamaño que ocupan las teclas -. La disposición y tamaño de las letras es buena, lo único que los símbolos vienen con unas transparencias violáceas como para que pase la luz de LEDs a través. Las luces se pueden prender o apagar pulsando la tecla Scroll Lock pero, honestamente, las teclas son ilegibles con todo apagado. Y con todo prendido… la cosa no mejora mucho. Donde anda mejor es en un ambiente totalmente a oscuras pero, de noche y con la luz de un velador, te cuesta saber de qué trata cada tecla – en especial para darse maña con los símbolos especiales -. Las teclas son extremadamente altas como para dar paso, en su base, a un cinturón de plástico transparente de 3 mm por donde pasa la luz de todo el gizmo. Sí, queda bonito. Pero práctico no es.

A diferencia de una tonelada de teclados gamer que ofrecen por allí – y son muchos mas caros – viene con la tecla Ñ (ojo al piojo, éste no es un detalle menor). Pero carece de la tecla FN (función) que es la que la mayoría de los teclados gamer suele tener para regular el brillo de las luces o rotar entre juegos de colores; al no estar la tecla los LED quedan fijos en la misma paleta multicolor y con el mismo brillo ni bien se enciende. El teclado es de membrana, el tacto es mullidito e incómodo si uno pretende escribir demasiado. ¿Si es reforzado?. No lo creo, el tiempo lo dirá. Es muy raro que uno destruya un teclado (incluso uno muy barato) salvo que aporree a algo de lucha tipo Mortal Kombat durante 500 días seguidos.

Como regalo para un niño, el Panacom GM-8510 (que en algunos lados se promociona como G10KB) zafa con lo justo. Pero ni por asomo es un teclado gamer de buena cepa. No regula luces, no se ve robusto y el tacto no es muy bueno para usarlo de manera normal escribiendo una carta. Por $ 1.499.- zafa por ser barato, razón por la cual no merece mucha crítica ya que uno recibe exactamente lo que uno paga.

Características técnicas del teclado gamer Panacom GM-8510 (G10KB)

  • Teclado de membrana con cable
  • Letra Ñ
  • Teclas retroiluminadas RGB / la tecla Scroll Lock prende / apaga la luz (brillo y colores no regulables)
  • Compatible con Windows / Mac
  • Plug and Play
  • Tamaño: 445 x 135 x 35 mm
  • Pestaña trasera para altura

Precio: $ 1.499.- (u$s 8.50 valores a Agosto 2021)

Conclusión: es un teclado barato de apariencia gamer; salvo las luces RGB (que quedan fijas sin poder rotar la combinación de colores ni el brillo), no hay otra cosa que indique que es gamer. Se ve ok, no muy robusto y, para el uso diario – léase, ofimática o internet – la oscuridad de las letras (incluso con la luz de fondo) se vuelve molesta.