Tecnología: ¿Qué hacer si Windows anda lento?

Volver al Indice – Artículos sobre Informática

¿Tu PC anda cada día mas lenta?. ¿Tu notebook se congela durante unos segundos y te impide hacer click o mover el ratón?. Hay muchas razones por las cuales las computadoras se achanchan: algunas son por falta de mantenimiento y otras… pueden indicar que archivos vitales de Windows se han dañado y no funcionan como corresponde.

Tecnología: ¿Qué hacer si Windows anda lento?

Por Alejandro Franco – contáctenos

Computadora (o notebook) nueva, siempre anda como tiro. Pero no precisa pasar mucho tiempo de uso antes de notar que la velocidad de perfomance disminuye. Las páginas tardan mas en arrancar, el booteo se toma mas tiempo, e incluso – a veces – la pantalla de Windows se puede congelar durante unos segundos.

Aquí vamos a brindar algunos consejos de optimización y mantenimiento, pero hay detalles a tener en cuenta. Cuanto mas lento o antiguo sea el procesador, la degradación de la perfomance se notará mas. Lo mismo pasa con los usuarios de discos mecánicos que, aunque seguros y fiables, son mas lentos que un disco sólido SSD y por lo cual hay que hacerles mantenimiento de manera regular.

¿Por qué Windows se vuelve lento?

Básicamente hay tres causas por las cuales el sistema operativo se achancha: exceso de programas residentes, un antivirus molesto que descarga archivos y actualizaciones todo el tiempo y – el principal factor – son las actualizaciones permanentes de Windows. En el primer caso la memoria RAM se carga de programas no siempre necesarios que consumen recursos y, en los ítems siguientes, tiene que ver con la incorporación de una gran cantidad de archivos, el pisado de los mismos mediante actualizaciones y un aumento en la fragmentación del disco duro.

Paso 1 – elimine archivos temporales

Cuando usted instala un programa o corre un proceso, éstos siempre generan una parva de archivos temporales que no siempre desaparecen cuando el procedimiento termina. Esto significa no sólo que ocupan lugar sino que Windows vuelve a leerlos cada vez que arranca.

Presione la tecla Windows + R y escriba temp en la caja de diálogo que se le aparece. de ese modo saltará a la (primera) carpeta de archivos temporales que suele estar dentro del directorio Windows. Si presiona CTRL + E puede seleccionarlos todos y con la tecla SUPR (o DEL) los borra. Ahora debe repetir el mismo procedimiento (Windows + R) y escribir %temp%. Eso le da acceso a los archivos temporales dentro de la carpeta de su usuario. Haga lo mismo: CTRL + E, seleccione todo y bórrelos. Por último vacíe la papelera de reciclaje para depurar definitivamente todo lo que acaba de eliminar.

Paso 2 – elimine actualizaciones viejas de Windows

Cada actualización de Windows pisa la versión actual… pero acumula los archivos de la actualización anterior; y como rara vez las actualizaciones del sistema operativo son chicas, usted arrastra una gran cantidad de archivos / GB que Windows lee en cada arranque / operación del sistema.

Esto se hace en dos pasos: vaya a Equipo, elija su disco duro, presione botón derecho del ratón y en la pestaña General presione el botón de Liberar Espacio en Disco. Puede elegir todo – restos de archivos temporales del navegador de Internet, miniaturas, informes de errores de sistema, etc -. Haga click en Aceptar. Si su disco es mecánico o su procesador es lento (multicore antiguo o single core como Celeron / Pentium) el proceso de borrado demora.

Acto seguido repita el proceso pero, cuando llegue a la pantalla de Liberar Espacio en Disco elija Limpiar Archivos de Sistema. Ahí elimina restos de antiguas actualizaciones de Windows. Este es un procedimiento demandante, especialmente si su procesador / disco es lento o dispone de poca memoria RAM (a veces demora tanto que ni arranca). De ser así, reinicie Windows y repita el paso. La cantidad de GB a depurar suele ser grande y lleva su tiempo. No se preocupe, no corre ningún riesgo de dañar Windows, solo está borrando lo que era respaldo antiguo y descartes.

Reinicie Windows y verá que su PC anda mas rápido.

Paso 3 – actualizaciones corruptas de Windows

En máquinas lentas o con poca memoria RAM no siempre las actualizaciones masivas de Windows quedan bien instaladas y a veces corrompen archivos. y eso lo va a notar de una si su PC tiene pequeños “ACV” – cada tanto la pantalla se bloquea por cinco segundos y aunque haga click con el ratón debe esperar a que se descongele para poder seguir operando -.

Hay un procedimiento oculto de Microsoft que tiene que ver con la revisión de la integridad de los archivos del sistema operativo y el eventual reemplazo por una copia fresca de un archivo en caso de toparse con una versión corrupta.

Para ello debe buscar en Inicio / WindowsPowerShell (o puede hacerlo desde Inicio / Sistema de Windows / Símbolo del Sistema; pero antes de hacer click presione botón derecho del mouse y ejecútelo como Administrador del Sistema). A continuación copie, pegue y dele Enter a cada una de las siguientes instrucciones:

• DISM.exe /Online /Cleanup-image /Scanhealth
• DISM.exe /Online /Cleanup-image /Restorehealth
• DISM.exe /online /cleanup-image /startcomponentcleanup
• sfc /scannow

El primer comando se fija si los archivos están íntegros; el segundo reescribe archivos corruptos que se hayan encontrado; el tercero limpia los archivos temporales creados y el cuarto da un diagnóstico definitivo. Si falla el paso 4, puede repetir desde el paso 2.

Paso 4 – nunca use programas de mantenimiento que no sean los que trae Windows

Los programas con utilidades de mantenimiento (tipo CCleaner) ofrecen un mejora automatizada y hasta mágica de la perfomance de Windows… pero muchas veces terminan masacrando componentes internos del sistema operativo – especialmente cuando toca el registro de Windows -. Cosas tales como eliminar restos de programas ya desinstalados o depurar el registro de Windows sabotean (mal) la estructura del mismo y después de varios usos el sistema operativo comienza a tener fallas de todo tipo. Evítelos a toda costa

Paso 5 – elimine programas residentes en memoria que sean innecesarios

Cada computadora (en especial las notebooks) suelen traer programas de Windows que no usamos nunca, pero se cargan automáticamente en memoria y terminan devorando recursos. Es lo que se conoce como Bloatware: desde la barra de juegos de Xboxque permite grabar en video el juego que está corriendo en este momento en su máquina… algo que los programas residentes de las aceleradoras gráficas (Nvidia, AMD) hacen de manera impecable y sin consumir recursos – hasta Spotify, Skype (que ha caído en desuso debido a la practicidad de WhatsApp), Sticky Notes y otros utilitarios mas. Fíjese en Inicio / Panel de Control / Aplicaciones y desinstálelos. Lo mismo pasa con One Cloud, el servicio de archivos de respaldo en la nube de Microsoft, que puede desinstalar olímpicamente. Por el otro lado si presiona CTRL + ALT + DEL (o SUPR) puede arrancar el Administrador de Tareas y, en la pestaña de Inicio, ver los programas que Windows carga automáticamente con cada buteo. Si usted usa Google Chrome, no precisa tener el residente en memoria del navegador Edge de Microsoft; muchos programas que instala usted en su computadora anotan un pequeño programa residente en esa lista de inicio… que no siempre es necesario (ejemplos de esto son Plex, BitTorrent, Steam / Ubisoft Connect / otra aplicación de juegos online, One Cloud (u otro servicio de respaldo de archivos en la nube), etc. Usted puede desactivarlos y que quede solo el Antivirus, el servicio del chip de sonido (Realtek), el monitor de status de su impresora… y nada mas. Incluso si no usa Cortana como asistente personal no va a precisar tenerlo cargado en memoria todo el tiempo así que puede desactivarlo.

Paso 6 – defragmente el disco duro

Instalar / desinstalar programas todo el tiempo enlentece el disco. Es simple: el sistema operativo empieza a escribir los archivos de un nuevo programa en los huecos que quedan diseminados en la estructura del disco (los clusters que estuvieron ocupados por antiguos programas que ya ha desinstalado)… y no siempre quedan uno al lado de otro. Vaya a Equipo, elija un disco duro, botón derecho, Propiedades y en la pestaña Herramienta encontrará la opción de desfragmentar. En los discos duros mecánicos hacer este proceso de manera periódica es indispensable para mantener una buena perfomance de lectura / escritura de datos.

Paso 7 – opcional: instale mas memoria RAM / reemplace su disco duro por un disco sólido (o ponga un SSD como disco de arranque)

Hay una realidad y es que, cuando usted compra una computadora nueva, ésta funciona super bien con las versiones de Windows / antivirus que trae preinstaladas (que no siempre son las últimas). Pero, a medida que pasan los meses / años, cada actualización vuelve al sistema operativo / antivirus mucho mas exigente y lo ralentiza en exceso. Eso significa que la configuración original de hardware comienza a ser insuficiente. Hoy yo no podría instalar la última versión de AVG en una vieja Pentium 4 que tengo; incluso para un Celeron / Pentium de última generación el rendimiento podría menoscabarse hasta un 50% con las actualizaciones sufridas al cabo de un año de adquirida la computadora.

En el caso de las notebooks, ya debería ser ilegal (y hasta inmoral) venderlas con configuraciones de 4 GB de memoria RAM. La última versión de Windows 10 se arrastra con tan poca memoria, ni que hablar la última versión del antivirus que está todo el tiempo analizando la navegación / los programas instalados / la existencia de alguna actualización diaria. Aún la computadora mas básica necesita, en estos momentos, 8 GB de RAM como mínimo para poder desempeñarse con cierta soltura. Es simple: los programas residentes en memoria del sistema operativo / antivirus suelen ser cada vez mas grandes. ¿Cuánto le va a quedar libre de memoria para poder ejecutar un juego, el navegador – que es otro programa que inunda de residentes la memoria – o siquiera una planilla de cálculo?.

Si bien Windows tiene procedimientos alternativos para casos en que la RAM no alcanza – léase, swapear programas a disco usando un archivo gigante que usa como memoria virtual -, si el disco duro es mecánico y no está optimizado, la perfomance suele ser acalambrante. Reemplazar el disco mecánico por un SSD (en el caso de las notebooks) o dejar el disco mecánico como secundario y poner el SSD como disco de arranque (solo para Windows, aplicaciones Office, navegador y programas que usa siempre) es una medida práctica que no cuesta demasiado y le inyecta nueva vida a su ordenador. La diferencia de perfomance suele ser brutal. Los discos sólidos manejan de otra manera (y a otra velocidad) el grabado / lectura de los miles de archivos que componen un programa. Una notebook de hace 5 años se va a sentir como si tuviera un procesador mucho mas potente por el simple hecho de haberle puesto un disco SSD.

Cuando Windows (y toda la computadora) se enlentece, uno empieza a tomar medidas correctivas… que no siempre son las adecuadas (como los programas optimizadores!) y termina haciendo mas daño que bien. y cuando ocurre eso, con el tiempo solo las cosas empeoran hasta el punto en que, en algún momento, va a hacer necesario formatear / reinstalar Windows de cero. Para no llegar a ese punto, cumpla con los pasos que aquí mencionamos; y, si aún así, la perfomance deja que desear, quizás sea hora de mejorar el hardware poniendo mas memoria RAM o instalando un SSD. Uno no debe sufrir para poder operar Windows, quedarse resoplando frente a la pantalla esperando que el sistema operativo quede operable después de demorar una eternidad cargando un proceso tras otro… los cuales pueden estar corruptos, fallidos o simplemente estar demasiado fragmentados en disco. Su computadora, sin importar modelo o potencia, debe funcionar de manera óptima dentro de sus limitaciones porque, después de todo, es una herramienta que usted usa todos los días y precisa que ande bien para no agregarle mas frustraciones a las que de por sí puede brindar un día normal de trabajo.