SEO: cómo aumentar las ganancias de Google AdSense

 Volver al Indice – Estrategia SEO y Posicionamiento en Buscadores

Por Alejandro Franco – contáctenos

Google no da puntada sin hilo. Cuando decidió fomentar la blogósfera (adquiriendo Blogger en el 2003), es porque vió que una comunidad de páginas web gratis era el semillero para posibles estrellas mediáticas en el nuevo universo del ciberespacio. Y cuando surgía alguna de ellas, obtenía una audiencia de centenares de miles (a veces, millones) de visitantes diarios… gente que consumía los avisos de la red Ad Sense del mismo Google.

Hay dinero en el ciberespacio, y está en los avisos de Google. Han surgido otros programas de publicidad, pero ninguno está tan extendido ni es tan rentable como Ad Sense. Es fácil – usted elige el modelo de aviso, customiza el formato, copia y pega el código – y da ganancias reales. Usted puede ir a la agencia Western Union del barrio y cobrar su giro mensual sin ningún problema.

Aquí vamos a dar una pequeña guía de cómo obtener ganancias de Ad Sense, basándonos en nuestra propia experiencia. Hay mucha palabrería flotando y muchos falsos profetas dando vueltas por internet, pero aquí le traemos la posta posta.

¿Qué tiene usted? ¿Una página personal o un portal?

Lo primero que hay que distinguir es el tipo de sitio web que posee usted (y al cual piensa ponerle avisos de Ad Sense). Hay dos clases: páginas personales y portales. Los blogs, las páginas personales de futbol, los portales de ver películas on line, etc, caen indefectiblemente en una u otra categoría.

La diferencia es esencial. En las páginas personales el 80% de los visitantes no son ocasionales sino que son “fans” del sitio (visitantes asiduos, que participan con comentarios en los posts, y que gustan tanto de la información elegida como del estilo narrativo del dueño del sitio). Esto genera tráfico cautivo pero no genera tantas “ventas” en avisos on line (esto es, que la gente haga click en un banner después de leer la nota de turno). La razón es simple: estos visitantes participan en el sitio, o siguen leyendo varias páginas de su contenido. Es dificil que hagan click en un banner (aún en uno con una temática que les interese mucho), simplemente porque quieren seguir leyendo la página personal. Cuando hacen click, es porque ya quieren irse a visitar otro sitio o carecen de motivos para permanecer en su blog favorito.

En cambio, los portales funcionan de manera muy diferente. Pueden estar en los marcadores de favoritos de los visitantes, pero aquí los navegantes entran a buscar algo específico y, cuando lo consiguen, salen sin más consideraciones. Son visitantes de una sola páginala que les interesa – y es raro que naveguen el resto… salvo que esté buscando otro objetivo específico. En estos casos es como si los portales fueran páginas de servicios – el visitante llegó a ver una determinada película o a leer un determinado análisis, o obtener un dato específico – en donde la gente obtiene lo que busca y se va casi de inmediato… y en ese interín es donde uno tiene que tentarlo con alguna oferta.

Ya que el visitante actúa de manera diferente, la disposición de los avisos debe ser diferente. No es que sea muy distinta, pero hay un par de pequeños matices que varían de acuerdo al contenido e incrementan su eficiencia.

¿Avisos de texto o avisos gráficos?

Hay diversos modelos en cuanto a tamaño y contenido que usted puede elegir en Ad Sense. En lo personal, considero que los avisos de texto son los menos efectivos (los que contienen dos lineas descriptivas, un titulo y la URL del anunciante). Además resultan mareantes si están cerca de los párrafos de contenido de los artículos (es ver dos columnas de palabras de distintos colores y contenidos, pegadas una al lado de la otra).

Lo mejor son los avisos gráficos (animaciones flash y/o video). Quizás la gente pueda hacer mayor cantidad de clicks en los avisos de texto, pero los avisos gráficos pagan más centavos de dolar por click. Considere que son avisos de lujo, en donde el anunciante tuvo que tomarse el trabajo de contratar a un diseñador gráfico para crear al aviso y que, por ello, es un anunciante mucho más solvente para hacer una campaña. Por contra, el anunciante del aviso de texto suele ser Pyme y abona 0.01 centavo de dolar por click.

Pero los avisos gráficos no son todo. Si usted lo complementa con bloques de enlaces (un aviso en bloque con 4 palabras claves presentadas como links) los resultados mejoran enormemente. Los bloques de enlaces no son tan mareantes en lo visual como los avisos de texto, y resumen en una o dos palabras items que le interesan al visitante. Ok, pagan poco, pero la gente le hace muchisimos clicks y genera una renta diaria estable.

Combine avisos gráficos con bloques de enlaces. ¿En qué tamaños?. Depende de su blog. A mi juicio los avisos horizontales (tipo 728 x 90 o 728 x 15) son mucho más efectivos de los verticales. Será porque el ojo humano lee de izquierda a derecha (al menos en la cultura horizontal) y el aviso sigue nuestro ritmo de lectura del artículo que estamos navegando. La incrustación se ve mucho mas natural. El otro tamaño que da mucho resultado son los cuadrados, tipo 300 x 250. Si los coloca en mitad de un párrafo, la gente los lee y los clicks abonan muy bien.

Disposición de avisos

Para conocer la disposición óptima de avisos es necesario referirse a los “mapas de calor” de Google. Esto es, un estudio sobre hábitos de lectura y atención que ha publicado Google en los foros de soporte de Ad Sense.

SEO: cómo aumentar las ganancias de Google AdSense

En resumen lo que dice es esto: los ojos de la gente tienden a centrar su atención en la zona superior izquierda de la página. Así que los avisos Ad Sense deberían ir a) en la cabecera o cerca de ella (un aviso horizontal de 728 x 90, p.ej) y b) en una franja lateral a la izquierda (por ejemplo, avisos de 160 x 600). De esta manera cuando la gente lee el título ve un anuncio; y, mientras leen el artículo, su ojo “choca” contra el banner lateral de la izquierda.

A esto se debería sumar el factor antes mencionado, de si se trata de una página personal o de un portal. En los portales es raro que los visitantes le presten atención al pie de página; en cambio, en las páginas personales resulta conveniente ubicar un banner al pie. Cuando el visitante siente que ya ha leído todo lo que quería del blog (o cuando terminó de publicar su respuesta a un post) puede utilizar ese banner del pie como “despegue” hacia otro sitio destino.

Consejos finales

Menos es más. No sature su página de avisos (por ejemplo, con Ad Sense y con otra cadena de publicidades) porque la gente termina por odiar la contaminación visual. Ad Sense le permite poner, por ejemplo, tres avisos gráficos y tres bloques de enlaces. Y esa es una buena cantidad de publicidad sin desbordar al visitante.

También considere que menor cantidad de avisos implica una carga más rápida de la página. Es usual que los dos primeros avisos se carguen al instante… pero el resto demore segundos (o minutos en cargar) (dependiendo de la agilidad de su servidor de hosting) y quede el espacio en blanco. Cuando el visitante terminó de leer y se fué, recién allí apareció el banner demorado.

Los avisos de Ad Sense suelen aparecer de acuerdo a dos criterios: los avisos de gráficos / texto aparecen de acuerdo a las cookies dejadas por el buscador de Google en la máquina del visitante (si usted estuvo buscando netbooks, le aparecerán avisos de netbooks en el sitio que visita… aunque se trate de temática de cine); los bloques de enlaces son más contextuales y tienen que ver con los contenidos del sitio. Verá enlaces de cine en un sitio de cine.

La nueva interfase de Ad Sense le permite cambiar formatos de los avisos publicados (por ejemplo, convertir todos los avisos gráficos de 728 x 90 en avisos de texto) de manera centralizada y sin necesidad de cambiar el código, así que usted puede experimentar con ello.

No genere sitios sólo para ganar dinero con avisos Ad Sense. En general Google tiene un ranking interno en donde valoriza más a los sitios más antiguos, mejor posicionados y con mayor tráfico. El mismo aviso puede aparecer en un sitio de un millon de visitas y en un blog de 3.000 visitas diarias, y pagar diferente (el de millón de visitas paga más). Si usted tiene un sitio popular y bien posicionado, explótelo; si a eso usted le suma 20 sitios recién creados con 100 visitas cada uno, el pago por click de todo el grupo va a descender dramáticamente (como si Google hiciera un promedio de tráfico y efectividad de todas las páginas).

Desarrolle contenidos originales. Google desprecia a los sitios clonados (con articulos copiados y pegados de otros lugares), y abona muy poco en esos casos.

Google tiene una herramienta en la cual usted puede generar una descripción sobre el aviso creado (en donde ud habla del contenido del sitio, calidad de tráfico, disposición del banner, etc), que le permite orientar a los anunciantes sobre dónde se verán sus avisos. En mi experiencia, la existencia o ausencia de dicho texto no aumenta la efectividad (por el contrario, la ausencia pareciera abrir el modelo a anunciantes aún más variados).

Y, por último, diviértase creando la campaña publicitaria. Los avisos Ad Sense son una fuente adicional de ingresos, pero no una de la cual usted pueda vivir (salvo que tenga un sitio con un millón de visitas diarias… aunque para esa altura, sus ingresos principales debería provenir de otras fuentes!). Usted precisa al menos 1.000 visitas diarias para que Ad Sense le genere ingresos, y éstos son mayores en los portales de interés general (o particular) que en las páginas personales. Lo que importa es que usted genere contenidos útiles y que su sitio aumente sus visitas mes a mes… con lo cual la efectividad (y cantidad de ingresos) de sus avisos se verá beneficiada colateralmente.