Tecnología: ¿cómo comprar una notebook?

Volver al Indice – Análisis de Computadoras, Notebooks y Periféricos PC

¿Tiene ganas de comprarse una portátil?; entonces preste atención a nuestra guía de compras de notebooks, le ayudará a tomar la mejor decisión respecto de su presupuesto y sus necesidades.

Tecnología: ¿cómo comprar una notebook?

Por Alejandro Franco – contáctenos

Hoy en día tener una notebook ha dejado de ser un lujo; la gente las prefiere a las PCs de escritorio por el tema del cablerío, independencia de energía y movilidad amén de que la diferencia de precio es accesible. Habiendo sido usuario de ambos tipos de computadoras, de diferentes marcas (y armadas a medida) hoy me encuentro con la experiencia suficiente para darle mis consejos de consumidor veterano a los que se encuentran en camino de comprar su primera notebook / renovar la existente. Apuntaremos a cada tipo de usuario (el casual, el gamer, el que la precisa para dibujo técnico / aplicaciones de ingeniería, etc) indicando los requisitos de cada caso en particular.

El orden de los ítems está dado por lo que considero los factores mas importantes a la hora de elegir y comprar.

Punto 1 – su notebook no puede tener menos de 8 GB de memoria RAM

El mercado argentino está inundado de notebooks con 4 GB de memoria… lo cual es ridículo. Existe una realidad, y es que el software instalado / residente se devora casi toda la memoria. Los antivirus en cada actualización se vuelven mas pesados, y ni que hablar si usted no exterminó el bloatware (esas apps que instala el fabricante de la notebook, que quedan residentes en memoria, y cuya aplicación práctica es escasa como es actualizar drivers, medir rendimiento o traerte noticias de productos de la marca). A ello súmele Windows 10, el cual es un devorador serial de memoria especialmente después de cada actualización. En una PC pelada de bloatware (y con sólo 4 GB de RAM) un Windows 10 actualizado + antivirus se lleva 3 GB de memoria… dejándote 1 GB para correr lo que precises, lo cual es demasiado poco (esto es fácilmente comprobable si abre el administrador de tareas (CTRL + ALT + DEL), va a la pestaña rendimiento y se fija el ítem memoria).

La realidad es que, cada vez que se actualiza el software (sean programas como el navegador o el antivirus, o directamente el sistema operativo) se vuelve cada vez mas pesados y ocupan cada vez mas memoria. Cuando uno recién compra una notebook viene con una versión de Windows pelada que trae de fábrica y que quizás fue instalada hace dos años. La notebook andará muy rápido… hasta que Windows, navegadores y antivirus comiencen a descargar toneladas de actualizaciones para ponerse al día y ahí la perfomance rápida inicial terminará por irse al diablo. Al traer al menos 8 GB de memoria RAM no sólo le queda memoria de sobra para correr las aplicaciones que quiera (Chrome, por ejemplo, es un consumidor serial de memoria especialmente cuando se tienen varias pestañas abiertas) sino que incluso la máquina va a andar mas rápido. Si quiere una notebook para juegos precisa al menos 16 GB de memoria RAM (16 es la configuración ideal ya que son dos chips de 8 GB que van en dual channel y por lo cual el rendimiento es superior).

El tema de la memoria puede ser corregido con posterioridad a la compra… a costa de sacrificar la garantía del vendedor. En general las notebooks vienen con un un chip de memoria preinstalado (a veces, soldado) y traen una ranura de expansión con lo cual puede adquirir una memoria y agregársela mas tarde. Si la suya vino con 4 GB, debe averiguar la cantidad de pines y la velocidad de la memoria para comprar otro chip de 4 GB de similares características (así corren en dual channel sin dramas de perfomance en aplicaciones pesadas). Es cierto que usted puede agregar la memoria del tamaño que quiera en el slot de expansión (yo he usado una configuración con 4 GB de fábrica + 8 GB agregados mas tarde) lo que seguro le da memoria y buen rendimiento en la mayoría de los programas. El tema es que memorias de diferente tamaño no son leídas al mismo tiempo por el procesador sino que primero lee lo cargado en la de 4 GB (o en la que tenga menos GB de las dos; algo similar ocurre si usa 1 chip de 8 + 1 chip de 16 GB RAM) y luego lee lo cargado en la memoria de 8 / 16 / etc que tenga en el slot de expansión. Eso se llama una lectura single channel y generalmente solo se siente la perfomance afectada en el caso de correr juegos: un caso típico es un FPS o un juego de carreras en donde usted va corriendo a mil y la pantalla se frena un milisegundo para cargar lo que tiene en el chip secundario de memoria. Vale decir, en juegos que usan intensamente la memoria se afecta la fluidez de la perfomance aunque no ocurre todo el tiempo sino en los momentos en donde hay muchas cosas que dibujar en pantalla.

Punto 2 – no compre notebooks nacionales

La realidad es: sean notebooks nacionales o importadas, todas traen elementos de calidad en su interior. Las placas madre, las memorias, los procesadores son siempre de calidad reconocida (Intel, AMD, Asus, Realtek, etc). El drama es con el resto. Las notebooks nacionales suelen ser genéricos chinos rechapeados y, aunque el motor sea genial, tienen problemas de terminación especialmente con las partes móviles. Los teclados no son buenos o responsivos, las bisagras de las pantallas dejan que desear o se rompen con el tiempo y, en el caso excepcional de que traiga una lectora / grabadora de DVD (que ahora casi nadie trae) tienen problemas de apertura y operación hasta el punto de que es preferible ponerle una unidad de DVD externa vía USB. El otro punto son las pantallas, que no son de buena calidad. Se ven oscuras, sin buena definición. Además la diferencia de precio entre una notebook nacional y una importada (made in China y de buena marca) no es significativa.

Punto 3 – hay procesadores para cada tipo de necesidad… pero no compre Celeron, procesadores linea Silver… y mucho menos Atom!

Cada usuario tiene una necesidad y un presupuesto; pero comprar una porquería lenta sólo porque es barata (o uno no conoce) es directamente quemar el dinero. Uno debe adquirir algo con lo cual esté satisfecho con la perfomance. Yo soy un enemigo de los procesadores de un solo núcleo y de los procesadores de tecnología antigua. Usted puede partir de algo básico y decente con un procesador multinúcleo modesto. Al tener varios núcleos es como si fueran varias computadoras corriendo al mismo tiempo lo cual acelera la perfomance de todo, ya sea de la carga del sistema operativo hasta la ejecución de programas y juegos.

Soy un enemigo declarado de los procesadores Atom (fueron diseñados para celulares y tablets!; cómo los ponen en una computadora con Windows??) y de los Celeron de la línea Intel. Nunca vi una perfomance decente en un Celeron con Windows 10 (y simplemente hablamos del tiempo de arranque y de cargar la página de Facebook!). Del mismo modo hay mucha basura vieja de AMD (los procesadores Axx, tipo A6, A10, etc) que son directamente malos, recalientan y tienen problemas de perfomance. Los buenos procesadores de AMD son lo que vienen con la plataforma Zen, así que hablamos de los Athlon 200 GE / 3000G / Ryzen 3 para arriba.

Para notebooks en Intel recomiendo Pentium Gold (dos núcleos) para cualquier usuario casual, un notebook con procesador i3 (2 / 4 nucleos optimizados) para el que precisa cosas de ofimática (Excel, Word, etc) y procesadores i5 / i7 / i9 para gamers y gente que precisa correr aplicaciones pesadas como un CAD, Photoshop, edición de video, etc.

Para notebooks en AMD (que, lamentablemente, hay poca oferta en Argentina y, para colmo, le inflan el precio ya que las consideran gamer solo porque la gráfica integrada Vega tiene buena perfomance en juegos en resolución 720 y con calidad gráfica bajaes decir… una chantada argentina mas; no es una GeForce RTX 3090 con Ray Tracing y que podés correr juegos en 4K! -) usted debe arrancar de un Athlon Gold (2 núcleos) para el usuario casual, un Ryzen 3 (4 núcleos) para usuarios de ofimática y, para juegos y aplicaciones pesadas, el mismo Ryzen 3 le sirve, mejorando perfomance con Ryzen 5 o superior. La realidad es que hoy en día AMD está produciendo procesadores mas modernos, potentes y baratos que Intel y la otra ventaja es la gráfica integrada Vega, la cual tiene una perfomance muy superior a las gráficas Intel 6xx / UHD en el área juegos; hablamos de resolución 720 gráficos calidad baja en donde obtiene una gran cantidad de FPS, caso de Valorant, Rocket League, Fortnite, PUBG, etc. El drama es que en Argentina la oferta de notebooks con procesadores AMD sigue siendo minoritaria y no reflejan la diferencia de precio que tienen en USA, en donde son mucho mas baratas que las que vienen con procesador Intel.

Punto 4 – los procesadores AMD tienen mejor gráfica integrada que los procesadores Intel, lo que los hace ideales para gaming de bajo presupuesto

Los procesadores AMD traen gráficos integrados Vega los cuales, según la versión, puede rendir de manera similar que una aceleradora budget de mercado (como una GeForce GT 1030 o una Radeon RX 550). Si quiere correr juegos de manera casual, búsquese una notebook con procesador AMD: si tiene 8 / 12 / 16 GB puede correr juegos modernos con buena perfomance aunque sea en resolución 720 y baja calidad gráfica. En este caso el caballito de batalla es el Ryzen 3, el favorito de los low specs gamers.

Las notebooks con procesadores Intel traen gráficas integradas Intel, las cuales no son nada malas para cosas de todos los días – uno puede navegar, abril Excel y ver películas en calidad 4K con excelente perfomance y definición de colores – pero no son rápidas para juegos modernos (o directamente éstos no arrancan porque no reconocen la gráfica). Lo que sí puede ejecutar (con buena perfomance, hablamos de 30 frames por segundo o mas) juegos del 2013 o antes.

Por supuesto usted puede aspirar a mas, especialmente si le interesan los videojuegos. Tanto las notebooks con procesadores AMD como las que traen procesadores Intel pueden venir con chips aceleradores (GeForce o AMD Radeon) que superan ampliamente en perfomance a las integradas AMD Vega / Intel UHD que trae el modelo estandar; pero así se disparan los precios. La diferencia es obvia: una notebook Ryzen 3 con integrada Vega 3 (estandar) sale $ 120.000.- mientras que la misma Ryzen 3 pero con una aceleradora GeForce gama media (gamer) supera holgadamente los $ 200.000.-, valores a Setiembre 2021.

Punto 5 – almacenamiento: ¿poco y rápido o mucho y lento?

Ahora muchas notebooks vienen con discos SSD de 240 GB… lo cual me parece ridículo. Los discos sólidos son extremadamente veloces pero también son caros así que los fabricantes retacean los GB que traen como si fuera oro. Un disco de 240 GB es simplemente muy chico: un Windows 10 con años y años de actualizaciones y aplicaciones instaladas (no juegos sino ofimática como un MS Office)  se traga como 70 GB – está el archivo de memoria virtual que Windows arma de manera automática; el repositorio de actualizaciones antiguas; los archivos temporales; los archivos que te dejan aplicaciones que ya borraste; etc, etc – y, si querés tener videos, música y algún juego, se te van a consumir con facilidad los 170 GB que te quedan (un juego moderno ocupa entre 30 a 70 GB en disco – los últimos Call of Duty y Red Dead Redemption se devoran 110 GB de una! -). Un disco mecánico, en cambio, es mas lento pero mucho mas barato. Por el precio de un disco SSD de 240 GB se consigue uno de 1 Terrabyte (1.000 GB) mecánico. ¿Y en qué se nota la diferencia de velocidad?. Bueno, en el copiado de archivos, en el tiempo que consume arrancar Windows, en la velocidad de instalación de programas y en la velocidad de carga de programas especialmente pesados (como el caso de los juegos, cuando deben cargar el nivel siguiente). Pero la realidad es que una vez instalado / cargado en memoria el programa, la perfomance de éste depende de la velocidad del procesador, de la memoria y de la cantidad de ésta. Un usuario de GTA V deberá esperar 3 minutos para cargar un nivel en un disco mecánico y 20 segundos en un SSD… pero luego la perfomance del juego va a ser exactamente igual.

Mi consejo: lo mínimo para estar sin problemas de espacio de almacenamiento es tener un disco de 500 GB. Si puede llegar a un SSD de 480 GB genial y, si no, apunte a un disco mecánico de 1 TB.

Punto 5 – ¿pantalla de 14 pulgadas o pantalla de 15.6 pulgadas (o superior)?

Resulta curioso que, lo que parece un detalle obvio, termina dando lugar a una discusión mucho mas profunda. Salvo que se trate de una notebook premium, los fabricantes tienden a retacear prestaciones en las notebooks de 15.6 pulgadas… las que si ofrecen en los modelos de 14 pulgadas. Ejemplos: he tenido notebooks Acer de 14 pulgadas con tres puertos USB 3.0, sonido 5.1, webcam HD, pantalla resolución Full HD 1920 x 1080, y notebooks Acer de 15.6 pulgadas con un solo puerto USB 3.0, dos USB 2.0, sonido estéreo básico (sin ecualizador), webcam VGA 640×480 y resolución es HD 1360 x 768… y eso que la de 15.6 era mas cara.

La pantalla 15.6 es obvio que es la ideal – te da un teclado mas grande con pad numérico – pero debe ver que no le retaceen cosas esenciales. Pantalla 15.6  full HD, al menos dos puertos USB 3.0… ah! y fíjese la calidad de la cámara, que al menos sea HD 720. Hay fabricantes que te enchufan cámaras VGA 640 x 480 en modelos supuestamente caros. Y todo esto es, simplemente porque una pantalla LED de 15.6 es mas costosa que una LED de 14 pulgadas con lo cual compensan el aumento de costos castrando prestaciones al punto de lo indignante.

Lenovo es una de las pocas marcas que no retacea cosas aún en su línea budget (IdeaPad) de 15.6 pulgadas. Pero, si no llega con el dinero a algo de 15.6″, una pantalla 14 pulgadas 1366×768 (HD) está ok.

Punto 6 – compre marcas de renombre, no desconocidas

HP, Dell, Lenovo, Acer, Sony VAIO, MSI, Asus son marcas super recomendables. Sus productos son de calidad sólida y tienen buen soporte postventa. No compre marcas ignotas que solo son genéricas chinas rechapeadas acá.

Punto 7 – verifique que trae Windows!

A dos modelos iguales de notebooks, si una está mucho mas barata… es porque no trae sistema operativo (o trae uno gratis). Esto ocurre tanto en las casas de electrodomésticos como en MercadoLibre. FreeDOS (una versión gratis del antiguo D.O.S. empleado hace 40 años) es un adorno que te permite arrancar la computadora pero no hay programas modernos que corran allí; además… ¿quién va a instalar Windows 3.1 en una notebook en el año 2021?. El otro sistema operativo que puede traer es Linux, el cual es excelente aunque demasiado técnico… y no le va a servir si usted quiere correr juegos ya que la compatibilidad con Windows es cero. Asegúrese de que la notebook que compre traiga Windows full instalado (no la versión trial, que es una versión de prueba válida por 30 días y después debe comprarla sí o sí – sale cerca de 100 dólares! –  porque, si no, su notebook se traba y no le permite operarla!).

Punto 8 – las notebooks gamer… ¿valen realmente la pena?

Mi respuesta categórica es: NO. Considere lo que trae adentro – procesador multinúcleo, 16 GB RAM de memoria rápida, disco SSD, pantalla full HD / 4K con refresco de 144 hz -. Si armara la misma configuración en un gabinete tradicional + monitor pagaría la mitad de precio que una notebook gamer, amén de que puede ir renovando procesadores / memoria / aceleradoras con el paso del tiempo mientras que una notebook es una estructura cerrada. El otro punto son los periféricos, que usted puede destrozarlos y reponerlos sin drama en un gabinete (teclado, mouse) mientras que en una notebook… está frito. Rompió una tecla, mande toda la notebook al servicio técnico. Ah!. Y está el detalle del sonido. En un gabinete de escritorio usted puede ponerle unos parlantes grosos mientras que en la notebook gamer está limitado a los parlantes internos. Ok, le puede agregar periféricos (parlantes, teclado, mouse externo, hasta un monitor) pero… entonces… ¿para qué corno se compró una plataforma móvil de juegos?.

Eso sin contar con el detalle de la ventilación. Las aceleradoras gráficas recalientan que dan calambre, imagine una versión desnatada instalada en una cajita de menos de 2 cm de alto y que solo tira el aire por atrás contra la superficie del escritorio.

Siempre las computadoras de gabinete van a ser mas baratas y potentes que las notebooks sobre todo porque puede armarlas a pedido en una casa de computación e incluso obtener una gran financiación (hasta 18 cuotas!). Los componentes internos importantes son de marca y después usted elige la calidad / precio del gabinete / fuente / teclado / etc. Además, como su arquitectura es abierta, puede renovar / ampliar su configuración cuando quiera, reemplazando su disco duro por otro mas moderno, veloz y grande (o agregando un segundo disco duro); ampliando la memoria; reemplazando el procesador por uno mas potente, etc. Ah!. Y ponerle un monitor bestial de 24 pulgadas y 144 hz como para jugar en resolución 4K si posee una gráfica portentosa que se lo banque. El otro punto es que los procesadores (en versión escritorio) no tienen los recortes de consumo de energía que sí tienen los procesadores de notebooks, así que siempre van a ser mas potentes – basta ver la comparativa de dos Intel i3 10ma generación, versión 10100F (escritorio) vs 10110U (notebook): la versión F es 4 veces mas barata, trae dos procesadores y 4 hilos mas, consume 50 Watts más y maneja muchísima mas memoria (hasta 128 Gb de RAM) que la versión light U para laptops -. En cambio la notebook es una estructura cerrada donde todo está pensado y diseñado por un solo fabricante. Ok, es cuestión de gustos y dinero pero no me veo acurrucado jugando con tres teclitas chicas en una pantallita de 15 pulgadas y con el sonido de dos altavoces incorporados sin retumbe… para lo cual pagué tres veces mas de lo que costaba.

Conclusiones

Llegado al final, creo que podemos armar una serie de configuraciones de acuerdo al tipo de usuario / presupuesto disponible:

Usuario casual (facebook, YouTube, etc)

  • Procesador: Intel Pentium Gold / AMD Athlon Gold (las versiones Silver son menos potentes y no hay tanta diferencia de precio)
  • Gráficos: integrados Intel / Vega
  • Memoria: 8 GB RAM
  • Disco: 480 GB SSD / 1 TB mecánico
  • Pantalla: 14 pulgadas (15.6 recomendado)

Usuario de ofimática (Excel, Word) / estudiantes

  • Procesador: Intel i3 / AMD Ryzen 3
  • Gráficos: integrados Intel / Vega
  • Memoria: 8 GB RAM
  • Disco: 480 GB SSD / 1 TB mecánico
  • Cámara: HD
  • Pantalla: 15.6 pulgadas

Usuario gamer budget

  • Procesador: Ryzen 3
  • Gráficos: integrados Vega
  • Memoria: 16 GB RAM (u 8 y ampliación posterior a 16)
  • Disco: 480 GB SSD / 1 TB mecánico
  • Cámara: HD
  • Pantalla: 15.6 pulgadas

Usuario técnico (CAD / edición video / Photoshop) / gamer medium

  • Procesador: Ryzen 5 o superior (gráficos Vega integrados)/ Intel i5 o superior (pero con una aceleradora light integrada tipo GeForce MX350)
  • Memoria: 16 GB RAM (u 8 y ampliación posterior a 16)
  • Disco: 480 GB SSD / 1 TB mecánico
  • Cámara: HD
  • Pantalla: 15.6 pulgadas

Marcas

  • Lenovo, HP, Dell, Asus, Acer, MSI, Sony VAIO (están en cualquier orden, no de preferencias)

No damos recomendaciones para notebooks gamer porque la variedad de configuraciones / precios y gustos es enorme.

Espero que estas sugerencias le resulten útiles. Los sitios web de las casas de electrodomésticos / MercadoLibre permiten filtrar características así que arranque con la memoria mínima de 8 GB RAM como primer filtro. Si compra en MercadoLibre, asegúrese que la notebook venga con teclado en español (letra Ñ) ya que mucha de la oferta allí es importada directa de Miami y no contempla la Ñ ni los acentos (ok, se arregla con software pero es molesto acordarse siempre que la cedilla Ç es el equivalente de la Ñ cuando redactemos mails o posts de Facebook!). Recuerde que estas recomendaciones son válidas al 2021 y que se bancan la actualización a Windows 11. Puede que en tres / cuatro años los estándares hayan cambiado, para lo cual actualizaremos el contenido del presente artículo.